ESTATAL

AGLOMERACIONES SIN SANA DISTANCIA, DESORGANIZACIÓN Y PERSONAL IMPROVISADO EN VACUNACIONES ANTICOVID

LARGAS FILAS, HORAS DE ESPERA Y FALTA DE PERSONAL EN APLICACIÓN PARA ADOLESCENTES

Filas kilométricas y aglomeraciones sin sana distancia evidenciaron la desorganización, falta de planeación, y personal improvisado en el módulo del parque Tangamanga 2. A pesar de la apertura de la Universidad Politécnica para inocular menores de 15 a 17 años, otra vez se vuelve un desorden el proceso de vacunación en las instalaciones de la Feria Nacional Potosina.

Este viernes por la tarde, el Gobierno Federal anunció la apertura de módulos de vacunación también los días sábado, lunes y martes, con los mismos horarios, en espera de tratar de despresurizar las enormes filas. Justo este viernes por la tarde, llegó un avión militar al aeropuerto Ponciano Arriaga, con un cargamento mayor de vacunas.

A pesar de que el personal médico y de enfermería hacia un esfuerzo por atender a los receptores en los cuatro módulos de la zona metropolitana de San Luis Potosí y Soledad de Graciano Sánchez, padres de familia denuncian que llegaron a las 4 de la mañana en medio del frío y es hora que no pasan a recibir su vacuna, las filas crecían y “por arte de magia” (sic) aparecían jóvenes que no estaban formados, ya en la fila interior.

El número insuficiente de puntos de vacunación para jóvenes se vio superado con mucho por la demanda.

Ya para el mediodía, las filas rebasaron la capacidad de la manzana, y abundaron las quejas por ausencia de personal que atienda a quienes acuden a recibir la vacuna.

Georgina Pérez, madre de una menor estudiante, dijo que a pesar del frío, se levantó temprano con su hija para llevarla a la vacunación, y perdió la mañana de trabajo y durante horas, la fila fue aumentando hasta que se colapsó la atención a los receptores de vacuna.

María Josefina, estudiante de tercero de secundaria, dijo que perdió toda la mañana de clases, y la fila no avanzaba.

En la explanada de acceso a las puertas de la Fenapo, una mujer que decía trabajar para las brigadas de Correcaminos, comentó a una conocida suya que llevó a su hijo, que pudo haberse puesto de acuerdo con ella para no hacer fila de horas y que de la vacunación saliera rápido.

MÁS POPULARES

Arriba